Urge se lleven a cabo programas de regularización de predios en la Sierra Tarahumara: CEDH

118

Por: Sandra Dueñes Monárrez.

Chihuahua, Chih., 25 de agosto del 2018.- El presidente de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH) José Luis Armendáriz González expresó con respecto al informe emitido por la Relatora Especial de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para los Pueblos Indígenas, Victoria Touli-Corpuz donde que en efecto “urgen programas de regularización de la tierra” coincidiendo con ello a lo expresado con la funcionaria internacional quien su posicionamiento se  falta de la falta reconocimiento agrario a los pueblos originarios como el detonante del desplazamiento forzado y la violencia que impera en la Sierra Tarahumara.

En ese contexto, Armendáriz González aseveró que en los informes que él ha planteado ante el ejecutivo estatal ha manifestado que en México existen tres sistemas de la propiedad o tenencia de la tierra, desde luego la propiedad privada y desde el ámbito agrario se encuentra el “ejido y la comunidad”.

En el caso de la Sierra Tarahumara la mayoría de los territorios donde hay población indígena están bajo la figura del “ejido y de la comunidad”, sin embargo, existen aquellos predios que son pequeñas superficies que se encuentran al pie de la colina o al lado de un riachuelo en un pequeño claro y realmente los indígenas carecen de un título con el cual pueden acreditar la propiedad, dijo Armendáriz González.

Esto se ha traducido en que ante esta situación los indígenas sean víctimas, ya sea se mestizos los despojen debido a que frente a los tribunales agrarios carecen de pruebas para poder entablar una querella en donde pudieran acreditar la propiedad.

La forma cultural de los indígenas para poder acreditar la propiedad es a través de la tenencia “heredada de sus ancestros”, por lo que ellos frente a una controversia quedan desprotegidos ante los tribunales, aseveró el ombudsman chihuahuense.

Sin embargo, existe otra forma de despojo de los indígenas, la cual se gesta a través de la amenaza por parte de grupos del crimen organizado o por mestizos que los despojan de sus tierras, ya sea para apropiarse de ellas o para sembrar estupefacientes, frente a estos hechos la CEDH ha sostenido que “urgen la necesidad de un programa de regularización de la tenencia de la tierra dirigido a indígenas toda vez que la SEDATU tiene un programa establecido un programa en donde se han regularizado predios. Pero siguen subsistiendo pequeñas superficies donde se carece la propiedad.

Es decir, no se trata de regularizar grandes extensiones de tierras, sino pequeñas superficies donde las familias son los propietarios de los predios, pero al no contar con los elementos administrativos pierden los juicios, o en ocasiones son víctimas de despojo por lo cual quedan impedidos para acudir ante el Ministerio Publico para interponer las denuncias correspondientes.

Armendáriz González refirió que es necesario que Gobierno del Estado y los Municipios coordinados con la SEDATU tendrán que establecer programas especiales para dar certeza jurídica en materia de títulos de propiedad a familias que se encuentran en esta situación.

Lo anterior debido a que al momento en que estas familias son despojadas de sus predios, son también obligadas a migrar a la ciudad donde causando el fenómeno de desplazamiento forzado que debe de atenderse, concluyó Armendáriz González.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

*