A pesar de una gran noche de Aaron Rodgers

45

Una vez más, Aaron Rodgers y los Green Bay Packers estuvieron muy cerca de sacar la victoria en el Centurylink Field. Una vez más, los Seattle Seahawks encontraron la manera para evitarlo.

La efectividad de la defensiva de los Seahawks en la segunda mitad, y el oportunismo de la ofensiva de Russell Wilson se conjuntaron para salir con la victoria 27-24 sobre los Packers.

Los Seahawks tuvieron que venir de atrás después de tener el marcador por 14-3 al final del primer cuarto, pero poco a poco la ofensiva balanceada de Wilson y el running back Chris Carson comenzaron a igualar el partido.

El quarterback Russell Wilson logró par de pases de touchdown en momentos cruciales del encuentro. El primero fue con poco menos de un minuto en el primer cuarto donde conectó con su wide receiver Doug Baldwin para acercarse a cuatro puntos de los Packers (14-10).

el segundo de ellos, cuando se jugaba la última parte del cuarto cuarto, donde conectó con el tight end Ed Dickson para darle la vuelta al partido y poner el 27-24 final que no podrían remontar los dirigidos por Mike McCarthy, quien quedó en la polémica por no retar una jugada previa a la anotación de los Seahawks, donde parecía un pase incompleto de Wilson a Tyler Lockett que los oficiales dieron como válido.

El quarterback Aaron Rodgers terminó con su cuarto juego de más de 300 yardas en la temporada (332 yardas) y dos pases de touchdown, pero ni los espectaculares envíos de 60 yardas a Davante Adams y 54 yardas a Robert Tonyan fueron capaces de derrotar a la defensiva de Seahawks.

Seattle quedó con un récord de 5-5, mientras que Green Bay quedó con 4-5-1.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

*